Se degradan 500 hectáreas de terreno cada día en Europa

Se degradan 500 hectáreas al día en Europa

Es la cifra que dan 500 organizaciones que, en el marco del Día de la Tierra 2017, piden una legislación específica para proteger los suelos. Citan el objetivo de la ONU de “detener globalmente la degradación de las tierras en 2030”. Y se dirigen a la Comisión Europea, solicitando que tome parte en este asunto.

El llamamiento ha sido lanzado por los organizadores de la Iniciativa Ciudadana Europea “People4Soil”, en nombre de 500 organizaciones (www.people4soil.eu).

Piden al presidente de la Comisión Europea, Claude Juncker, que detenga la degradación de las tierras y elabore un marco jurídicamente vinculante que aborde las principales amenazas del suelo.

En Europa hay 170 millones de hectáreas de suelos agrícolas, lo que equivale aproximadamente al 39 por ciento del territorio de la Unión Europea.

Apuntan que, “a pesar de que es considerable, esta superficie es insuficiente para suministrar alimentos y materias primas al mercado europeo, que necesita el doble de la superficie agrícola cultivada”.

Y añaden: “A pesar de que Europa representa el 7 por ciento de la población mundial, supone una carga del 20 por ciento en los 1.600 millones de hectáreas de tierras agrícolas mundiales”.

Los organizadores de la Iniciativa Ciudadana Europea “People4Soil” hacen públicas las siguientes reflexiones:

Si Europa tiene una necesidad tan fuerte de tierras cultivadas ¿por qué no deberíamos proteger nuestros propios suelos?

Cada día se sellan o degradan 500 hectáreas de suelo y, en muchos casos, la degradación corresponde a una pérdida definitiva de este precioso recurso.

El suelo es el recurso natural más precioso y escaso de Europa ¡y sin embargo no lo protegemos!

En los últimos 50 años, la superficie cubierta por asentamientos e infraestructuras en Europa se ha duplicado hasta alcanzar los 20 millones de hectáreas, el doble de la superficie de Hungría.

Por no mencionar todas las demás amenazas del suelo: 3 millones de sitios contaminados, 10 millones de hectáreas gravemente dañadas por la erosión y 14 millones en riesgo de desertificación.

Si realmente queremos que la comunidad europea detenga la degradación del suelo, debemos empezar por un marco común: Se necesita urgentemente una legislación europea para proteger los suelos.

Una política activa de protección del suelo es también una política de seguridad y desarrollo económico: Suelos saludables, ricos en materia orgánica, permiten mejorar la producción agrícola y aumentar su resiliencia al cambio climático.

Al mismo tiempo, detener la construcción intensiva de los territorios fértiles es la única manera de dirigir las inversiones inmobiliarias donde realmente se necesitan, en la regeneración de las ciudades.

Es una política de desarrollo a largo plazo, que proteja los recursos y herencia europea, pero también es la piedra angular de las estrategias de mitigación y adaptación al cambio climático”.

Breves
El tiempo campo a campo
¿Cuánto ha llovido? Consulta el Pluviómetro Consultar el Estado de los Embalses Información sobre los Sistemas de Riego Lonja de Binéfar Cotizaciones Vacuno 05/08/2020 Resto Cotizaciones 05/08/2020 Informe Complementario 05/08/2020
Lonja del Ebro Cotizaciones 03/08/2020
Boletines Oficiales DOUE BOE BOA BOP HU BOP TE BOP Z
Boletín Fitosanitario
Boletín Fitosanitario 4 (Julio-Agosto) Información Fitosanitaria (Agosto)
Agenda
Síguenos en...
Facebook Twitter contacto@diariodelcampo.com Añadir a Favoritos
Enlaces de Interés
PREOP Oposiciones